Posibilidades de uso de Telegram en educación


flickr photo shared by microsiervos under a Creative Commons ( BY ) license

Llevaba cierto tiempo dándole vueltas al uso adecuado que se puede dar a los programas de mensajería más utilizados en nuestro entorno: WhatsApp y Telegram cuando me encuentro con un artículo en E-Aprendizaje titulado Telegram… o cómo Emerge una Comunidad de Práctica.

De estas dos herramientas siempre me ha gustado más Telegram, aunque desgraciadamente utilizo más Whatsapp por influencia de mi entorno. Sigo sin entender como la gente puede preferir una herramienta que es menos seguro, menos visual, con características más limitadas, etc. Me imagino que estar habituado a ella es un criterio de peso.

Continuando con el artículo, en e-aprendizaje nos señalan alguna de las ventajas del uso de Telegram:

  • Es posible utilizar un nick que oculta el número de teléfono del móvil: esto es muy útil si quieres crear un grupo con tu alumnado o con familias manteniendo la privacidad de tu número. Recordad que si en los contactos se tiene almacenado el número de teléfono, entonces en ese caso si les aparecería el número.
  • Además se pueden crear canales. Los canales son una herramienta para difundir mensajes públicos a un numero ilimitado de miembros. Entre sus características señalo:
    • Cuando se publica en un canal, el mensaje es firmado con el nombre del canal y no el tuyo.
    • Se pueden nombrar administradores adicionales para dirigir el canal.
    • Las publicaciones eliminadas desaparecen para todos no solamente para ti.
    • Los nuevos integrantes pueden ver todo el historial de mensajes cuando se unan.
  • En cuanto a las fotos:
    • No tiene limitaciones para enviar todas las fotos que se deseen.
    • Se pueden retocar las fotos con efectos sin salir de la propia aplicación.
    • Puedes enviar fotos que no estén en la Galería, utilizando su servicio de búsqueda propio sin salir de la aplicación.
  • La web de Telegram está a años luz de la de whatsApp, es totalmente operativa y puedes enviar cualquier archivo que tengas en el ordenador: pdfs, presentaciones, etc. Este programa te permite enviar cualquier archivo que ocupa menos de 1.5 Gb. Junto a esto, es posible enviar archivos directamente desde la nube (Google Drive, Dropbox, iCloud)
  • Excelente buscador de Telegram. Se puede localizar cualquier conversación si recuerdas alguna de las palabras.
  • Chats / mensajes secretos. Son específicos de cada dispositivo. Además se puede ordenar que los mensajes, fotos, vídeos y archivos se autodestruyan en un periodo determinado, después de haber sido leídos o abiertos por el destinatario. Resalto que las fotos enviadas con una autodestrucción corta (menos a 1 minuto) pueden ser vistas solo mientras se mantiene presionado el dedo sobre ellas. Además, Telegram notifica a cualquiera de ambas partes cuando se toma una captura de pantalla.
  • La privacidad de Telegram es un valor incuestionable si lo comparamos con WhtasApp.
  • Ocupa mucho menos en el teléfono móvil que WhatsApp.
  • Telegram es software libre y whatsApp no.
  • Existe la posibilidad de utilizar bots . Éstos se pueden utilizar para juegos individuales y grupales, para crear encuestas que generen alguna alerta, encontrar personas de intereses comunes y conectarnos con ellas para iniciar conversaciones, control remoto si se integra con otros servicios (hogares inteligentes, etc.). Ejemplo de algunos bots: @ImageBot, @AlertBot, @StoreBot, @PollBot, @Triviagram, @Weatherman, @GifBot, @HanBot
  • En más fiable Telegram en cuanto a los servidores. Los de WhatsApp se suelen caer mucho más frecuentemente.
  • Se le puede poner contraseña.

La aplicación de este tipo de tecnologías al ámbito educativo considero que se tiene que realizar muy cuidadosamente y creo, sinceramente, que es muy difícil controlar la evolución de ésta una vez implantada. Esto no quiere decir que defienda la “limitación”. Soy partidario y estoy convencido que es mejor una educación a utilizar aplicaciones de “control” de… Pero evidentemente en educación siempre debemos tener claro los objetivos que pretendemos, sea la herramienta que sea, y en este caso son los programas de mensajería. Últimamente están apareciendo en los medios de comunicación el mal uso del WhatsApp con los grupos de clase formados por padres 123 o alumnos, profesorado 4, etc. Desde mi punto de vista, mi opinión sobre los medios de comunicación no es muy buena, creo que desinforman más que informan, crean más miedos y fantasmas que reflexiones fundamentadas, pero tampoco debemos olvidar que los riesgos y peligros existen y que debemos mantener una continua supervisión en cualquiera de las áreas de nuestro trabajo, incluídas, por supuestos, las tecnológicas.

Para terminar, creo que es necesario, como mínimo, seguir unos serie de pasos para la implantación y uso del Telegram o del mismo WhatsApp:

  1. Su uso debe verse reflejado en el plan de Centro.
  2. Debe ser aceptado, apoyado… por la dirección del Centro, Consejo Escolar.
  3. En el caso de que se utilice solamente entre el profesorado, se debe tener claro cuáles son los objetivos, su ámbito de uso, etc.
  4. En cuanto al alumnado, lo veo muy problemático actualmente, pero creo que irremediablemente en un futuro su uso va a ser incuestionable. Tiempo al tiempo. Es cierto, que a fecha de hoy existen experiencias de uso…
  5. Se debe documentar, fundamentar su uso y crear una evaluación continua. Ante el mal uso vale más hablarlo, reflexionar, llegar a acuerdos que prohibiciones.
  6. Debemos tener claro que dentro de unos años estas herramientas serán de uso continuo y es posible, que hayan desaparecido en favor de otras que todavía no nos podemos ni imaginar.

 

[yeblonqrcode size=”100″ url=”” class=”” style=””]

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar